por Candelaria Penido
IG: @candepenido
mail: candelariapenido@hotmail.com

Autorretrato.jpgEste año se cumplió el quinto centenario de la muerte de Leonardo Da Vinci. Artista, pintor, escultor, músico, científico, filósofo, escritor, poeta, ingeniero y paleontólogo.

“El genio florentino del Renacimiento italiano,” como muchos lo llaman, nació el 14 de abril de 1452 y murió el 2 de mayo de 1519. Fue una persona que hizo de todo, probó, investigó e inventó. Dejó su marca en muchas disciplinas.

Extravagantes festejos, diversas exposiciones en Francia e Italia y hasta el lanzamiento de una aplicación se realizaron en honor al artista en su aniversario número 500. Por eso, desde Art & Notes te contamos 10 datos sobre él, para honrarlo y recordarlo.

Da Vinci no es su apellido.
El artista fue un hijo extra matrimonial, ilegítimo. En 1452, los niños en su condición no tomaban el apellido de sus parientes sino, el del lugar en que habían nacido. Leonardo Da Vinci, nació en la localidad de Vinci en la Toscana Italiana y su nombre nos indica, justamente eso «Leonardo de Vinci».

No recibió una educación formal.
A diferencia de muchos de los artistas del siglo XV, Da Vinci no estudió en un establecimiento. Se instruyó en cuestiones como lectura, escritura y matemática en su casa. Fue muy autodidacta. Aun así en lo que concierne a sus dotes artísticas las desarrolló gracias a que a los 15 años, se convirtió en aprendiz de Andrea de Verrochio, pintor florentino.

Pintó a La Gioconda entre 1503 y 1519.
Esta es una de sus pinturas más conocidas. Se discute mucho el porqué.
Una de las razones es porque en esta pintura se vislumbra la técnica del sfumato. Un efecto vaporoso en los contornos de las figuras. Este genera un aspecto de vaguedad y lejanía que contribuye en la creación de perspectiva. Estamos hablando de la perspectiva atmosférica.

La Gioconda.jpg

Leonardo la realizaba superponiendo varias capas de pintura extremadamente delicadas.
Giorgio Vasari (estudioso que escribió la biografía de los grandes artistas del momento) lo proclamó el creador de la técnica.
Más allá de su innovadora forma de pintar, La Gioconda se convirtió en un ícono popular luego de ser robada del Mouse Louvre de Paris en 1911. Eso llevó a la creación de múltiples reproducciones. Recién fue devuelta a su lugar en 1941.
Dentro de sus pinturas más conocidas, además de La Mona Lisa, se encuentran: La última cena, San Juan Bautista, La Anunciación, Salvator Mundi, La dama del armiño, Autorretrato y La Virgen de las rocas.

Un grande con pocas obras
Los cuadros del artista son alrededor de 20 nada más. Se dice que son tan escasos porque Da Vinci se sentía más cómodo en el papel de ingeniero e inventor que en el de artista. Por otro lado, sus maquetaciones e inventos son tan numerosos que dieron vida al Museo Nacional de Ciencia y Tecnología Leonardo Da Vinci, en Milán.  

Muchas de sus obras están sin terminar
A pesar de haber deslumbrado al mundo con muchas de sus creaciones Da Vinci dejó muchísimas obras inconclusas. Trabajaba lento, se aburría fácil y tenía miles de proyectos en simultáneo.
Su obra es excepcional y como tal, a pesar de no estar terminada, muchos de los grandes museos del mundo la exponen igual.  Algunas de las que dejó inconclusas son:

La Adoración de los Magos, expuesta en la Galería Uffizi en Florencia, Italia; La Virgen y el Niño con Santa Ana, expuesta en el Museo Louvre de Paris, Francia y San Jerónimo en el desierto, expuesta en el Museo del Vaticano, en Roma, Italia.

San Juan Bautista.jpg

No solo no terminaba sus pinturas, tampoco sus inventos. Ya que no existen pruebas de que sus invenciones hayan sido creadas, más allá del papel.
La razón no se sabe, más se dice que no solía estar contento con lo que producía, por ende lo dejaba a medio camino.

Tenía una obsesión con el cuerpo humano
En las obras de Leonardo Da Vinci, el cuerpo humano está representado de manera muy realista. Con múltiples detalles que nos hacen creer que en cualquier momento la imagen cobra vida y se mueve.
Este es el resultado de su extenso estudio sobre la anatomía humana. Se dice que, entre 1507 y 1513,  diseccionó más de 30 cadáveres, en un momento donde hacerlo estaba prohibido. Llenó miles de páginas con documentación sobre los huesos, los músculos, los órganos y los vasos sanguíneos. Escribió sobre ellos y dibujó más de 240 modelos. Cosa que lo posiciona como pionero en esta ciencia.
El Hombre de Vitruvio.jpg
El Hombre de Vitruvio
, es uno de los dibujos más famosos sobre el cuerpo humano. Con él, Da Vinci plasmó su estudio sobre las proporciones del cuerpo, realizado a partir de los textos de Vitruvio, arquitecto de la antigua Roma.

Inventó muchas de las cosas que hoy existen
Su lista de inventos es extensa. A que no sabés que él es el padre de los prototipos de: el tenedor, el paracaídas, los aviones, los helicópteros, el equipo de buceo, el reloj, los transportes blindados y las lentes de contacto.

inventos.gif

No ha llegado a nuestros días ninguna de sus esculturas
Aun así, sabemos de ellas por sus anotaciones. El proyecto escultórico del que más se sabe es el de una estatua ecuestre que representara a Francisco Sforza, padre de Ludovico el Moro, su mecena en Milán.

Leonardo ejecutó en arcilla el modelo, conocido como el “Gran Caballo”. Estaba previsto que fuera una escultura en bronce, de ocho metros de altura que se alzaría en la ciudad itaiana. Se prepararon 70 toneladas de metal para moldearla. La estructura quedó suspendida durante varios años.​ Luego fue dejada de lado, ya que en 1495 el bronce se usó para la fabricación de cañones en un intento de salvar Milán de los franceses bajo el reinado de Carlos VIII de Francia.

Por iniciativa privada, se construyó en 1999 en Nueva York una escultura que seguía los planos de Leonardo, que luego fue donada a la ciudad de Milán, donde se erigió.

Fue la primer persona en explicar el color del cielo
Leonardo Da Vinci era amante de la naturaleza. Le prestaba mucha atención y tiempo de estudio. En sus diarios está registrada la acertada explicación del color azulado del cielo. Da Vinci explicó que los rayos del sol (luz blanca sobre el negro del espacio) interactúan con los gases de la atmósfera dando la impresión de que el cielo es celeste/azul.

La Anunciación.jpg

Generó una rivalidad entre Francia e Italia
Da Vinci vivió la mayor parte de su vida en Italia, mas murió en Francia. A sus 64 años aceptó la invitación del rey Francisco I de Francia y se trasladó a ese país. ¿Por qué? En su país, su trabajó empezó a disminuir debido a la creciente fascinación por Rafael y Miguel Ángel. Es así, que no dudó en mudarse a Amboise, donde se convirtió en el primer pintor, ingeniero y arquitecto del Rey.

Al mudarse, se llevó con él, muchos de sus trabajos. Cosa que hace que hoy, Francia aloje en el Louvre nada menos que cinco de sus pinturas y 22 de sus dibujos. Muchos italianos se quejan, recordemos que el artista no tiene más de 20 pinturas en su haber.